cómo me convertí en un monstruo

jugamos en el patio de los abuelos.

soy un mostruo que persigue con un balón a su hija.

ella corre con una rueda de colores que le han regalado sus abuelos.

se detiene: cómo te convertiste en un monstruo?

antes éramos vecinos.

yo: sí, no sé, quizás me hicieron un hechizo.

ella: tal vez si nos ponemos los trajes de vecinos todo volverá a ser como antes.

yo: vale.

nos ponemos los trajes de vecinos y seguimos jugando.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.