flash

Flash, el rayo escarlata,

el chico más rápido

del medio oeste,

para continuar la

tradición familiar

de grandes velocistas,

continuaste corriendo

para atrapar a los malos,

te movías a la velocidad

del rayo, y los villanos

no sabían dónde

ponías tus piernas

moviéndote tan rápido,

y donde te buscaban

tú ya no estabas,

tampoco sabían

de dónde salían tus puños

como fogonazos escarlatas

dando tus puñetazos

cuando menos lo esperaban.

Con alas en tu máscara

y botas amarillas

nadie corría tan rápido,

y engullías la distancia.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.